lunes, 15 de abril de 2013

Monk según Gandini

 










Alguna vez, Gerardo Gandini escribió esta columna. Ya no recuerdo si le pedí que lo hiciera para Revista Clásica o para Página/12. Como todo texto que vale la pena es, además, una forma de autobiografía. Lo encontré hoy, revisando archivos. Lo leí como si fuera la primera vez (porque la había olvidado). Y me pareció que se justificaba sacarlo del olvido (mío, y. tal vez, de otros).

Por Gerardo Gandini
Thelonious gira en circulos alrededor de la  media noche.
Su brazo, una sola pieza, detecta al enemigo, apunta y dispara.
        De punta. La punta de la espátula.
A veces toma impulso alzándose y entonces dispara con todo el cuerpo.

"...No, niño Gerardo, debes tocar blando, el dedo debe presionar la tecla de cerca y luego del ataque debes relajarlo inmediatamente y preparar cuidadosamente el peso necesario para la nota que sigue..."

A veces, Thelonious ataca sin tener muy claro el blanco.
Thelonious toca escalas con solo tres dedos –¿o tres balas?.

"...Niño Gerardo, ¿y el pasaje del pulgar?..."

El piano de Thelonious no es un piano. Suena a otra cosa. La música de Thelonious suena a otra cosa. A otro jazz. La musica de Thelonious solo suena a Thelonious tocado por Thelonious.
Thelonious encadena acordes a lo Thelonious.
Los mismos acordes pero son otros.
Un piano que no es piano; una musica que es otra.
¿Es que es posible describir la musica de Thelonious solo por la negacion?

      "...Mire Gandini, el acorde de séptima disminuida tiene varias posibilidades de resolución. Cada una puede conducirnos a una tonalidad diferente; por ejemplo funcionar como dominante, digamos, de Fa Mayor..."

Fa Mayor: "Blue Monk", una música muy simple.
¿Una música muy simple?.
Thelonious en un aeropuerto gira en círculos, deteniéndose cada 45 grados.
Thelonious piensa.
¿Pensaba Thelonious?
Thelonious llegaba al estudio y recién entonces escribía algunas notas para sus músicos. Pocas.
El tocaba con pocas notas. Rodeadas de silencios. El silencio de Monk es algo nuevo en el jazz.


        "...Señores, ahora hablaremos de la funcionalidad del silencio en la obra de Morton Feldman..."

Hubo alguien que tocaba parecido a Thelonious. Acá, en la Reina del Plata.
Se llamaba Enrique Villegas, y a veces tambien solía girar en círculos. Fue un gran músico y un tipo original.
A la criolla, como Macedonio Fernández.

"...Usted es al que llaman 'EL MONO''?
...No, señora, yo soy estéreo..."

La media noche gira alrededor de Thelonious. Thelonious gira en el aeropuerto.
De repente, llega a la luna.
...Y apunta, y dispara, con todo el cuerpo, de una sola pieza...Y lo que suena es una de las músicas mas originales de todos los tiempos...

1 comentario:

  1. Sorprendente Gandini, también escribiendo.

    ResponderEliminar